En el Alto de San Miguel fueron avistados un Gavilán Lagartero Bidentado y un Azor Cordillerano

  • Se trata de aves rapaces diurnas, difíciles de observar, que controlan biológicamente poblaciones de pequeños mamíferos, pájaros, peces, reptiles e insectos.
  • Este 9 de mayo se celebra el Día Internacional de las Aves, una fecha para generar conciencia sobre el cuidado y la conservación.
  • Los nuevos avistamientos son resultado de una labor de conservación y regeneración natural de los bosques.

Este 9 de mayo se celebra el Día Internacional de las Aves y en los ecosistemas estratégicos continúan los avistamientos. Esta vez, en el Alto de San Miguel, los guardabosques de la Secretaría de Medio Ambiente observaron un Gavilán Lagartero Bidentado (Harpagus bidentatus).

Se trata del tercer registro para el Valle de Aburrá y el segundo para la Reserva Forestal Protectora Regional Alto de San Miguel, donde también se observó el Azor Cordillerano (Accipiter striatus), que no se reportaba desde 2019.

“Este refugio tan importante para nosotros se ha convertido en un sitio ideal como hábitat, alimento y refugio para estas especies. Esto lo que demuestra es la ardua labor que estamos haciendo desde el Municipio de Medellín en el fortalecimiento de la ecociudad en la creación de nuestra Medellín Futuro”, señaló el subsecretario de Recursos Naturales Renovables, Luis Humberto Ossa.

El Gavilán Lagartero, también conocido como Gavilán Bidentado, es un rapaz relativamente pequeño que mide entre 33 y 38 centímetros, pesa entre 161 y 230 gramos y se alimenta principalmente de lagartijas e insectos. Suele cazar desde una percha por encima de la selva como punto de observación para lanzarse hacia abajo para atrapar sus presas.

Por su parte, el Azor Cordillerano habita en el interior de bosques densos de montaña y come aves pequeñas. La hembra mide cerca de 30 centímetros y pesa entre 145 y 215 gramos, el macho mide unos 27 centímetros y pesa entre 85 y 125 gramos.

Se trata de aves rapaces diurnas, difíciles de observar y que pertenecen a la familia Accipitridae, lo que indica que poseen picos y garras fuertes, ya que controlan biológicamente poblaciones de pequeños mamíferos, aves, peces, reptiles e insectos.

El monitoreo constante en los ecosistemas estratégicos ha permitido reportar gran cantidad de pájaros, importantes por su rol ecológico, contribuyendo con la dispersión de semillas, la polinización y el control biológico en el territorio. En 2021, los reportes de nuevas categorías de fauna en zonas protegidas aumentaron 30 %, gracias a los procesos de cuidado y conservación que lidera la Administración Municipal.

“En el año 93, el instituto Mi Río adquiere 826 hectáreas en el Alto de San Miguel. Inicialmente realiza una caracterización básica de la biodiversidad encontrando 125 especies de aves para la reserva. En la actualidad se encuentran más de 300”, explicó el coordinador Alto de San Miguel, Luis Felipe Molina.

Las iniciativas institucionales favorecen estas observaciones, que incentivan la investigación en diferentes grupos taxonómicos. El nuevo conocimiento, a su vez, define líneas para planes de conservación de especies vitales para el equilibrio ecosistémico y bienestar ambiental de la región.

La conmemoración del Día Internacional de las Aves es una oportunidad para generar conciencia sobre el cuidado y la conservación de estos animales que juegan un papel fundamental en el ecosistema mediante la polinización de plantas y la distribución de semillas.

Get in Touch

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Articulos Relacionados

spot_img
spot_img

Últimas Noticias